15 de noviembre de 2012

La frontalidad


A es mujer, B es hombre al igual que C.
A y B están conversando en un bar mientras toman café, se los ve circunspectos. B le confiesa que tiene serias intenciones de conquistar su corazón, pero A se muestra reacia, ya que hay ciertos aspectos de su relación anterior que todavía no terminó de resolver, le dice a B que no está segura de dar un paso así, que cree que debería hablar primero con C, que es quien la escucha de verdad pero que recién vuelve en diciembre, pues se ausentó por un par de meses. B afirma que le gustan los desafíos, que él puede llegar a escucharla y a entenderla mucho más que C. A lo mira fastidiada, mientras B se florea en un discurso empalagoso que enfatiza la diferencia que existe entre él y ese noviecito C, quien -por cierto- la abandonó por dos meses y ahora podría estar con otra mujer, etcétera, etcétera. A quiere intervenir, pero B no para de hablar. Finalmente, A, cansada de tanta cantinela egocéntrica, lo frena de golpe y le dice que se detenga, que C no es su antiguo novio, sino su psicólogo, el que la escucha... de verdad. ¡Ta-dah! End of story, giro final, el lector sonríe a la pantalla con candidez porque otra vez ha sido insorprendidamente sorprendido. Entonces el autor le da un pellizco cómplice en la mejilla, le dice 'te atrapé, eh' y le hace un guiño antes de que el lector cierre la página. Una vez más se ha logrado el efecto-no-efecto.

Durante unos 1.800 años los egipcios mantuvieron una fórmula fija en su arte formalista, defendieron con celo el Principio de la Frontalidad. Esto es, los torsos debían mostrarse siempre de frente, pero las piernas tenían que estar de perfil y vistas desde la parte interna, como si las personas tuvieran dos miembros inferiores derechos. El rostro también se veía de costado y el brazo que estaba adelantado era siempre el que se encontraba más alejado del observador. Esas cosas. Todavía hay estudiosos que se preguntan por qué los artistas egipcios respetaron de manera tan sumisa los cánones que les imponía la ortodoxia establecida en vez de, simplemente, dar rienda suelta a la creatividad individual. Esto duró -aproximadamente- unos 1.800 años, hasta la aparición salvadora de Amenhotep IV.

Bueno, yo no tengo una respuesta válida para esta última cuestión -no soy egiptólogo-, pero de verdad deseo que los escritores no tengamos que esperar 18 siglos hasta encontrar al bendito Amenhotep IV que nos libere del trillado y aburridor giro sorpresivo final. ¡Ta-dah!

274 comentarios:

  1. Estimados amigos:
    Muchas gracias por las visitas y comentarios para ‘Chee Chee Camoongah’.

    ‘La frontalidad’ es un texto inspirado (en) y dedicado a una querida amiga con la que mantengo un intercambio literario bastante interesante, tal vez ella me autorice a que lo diga alguna vez.

    Un fuerte abrazo a todos.
    Humberto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Humberto: Cada vez entiendo menos lo que quieres decir, ¿estás tomando alguna medicación?
      Un saludo.
      Tu Alter Ego.

      Eliminar
    2. Jajajaja, eres muy graciosillo

      Eliminar
    3. Gracias por hacerme reir a carcajadas on tu post y comentarios, un saludo

      Eliminar
    4. Como podería eu entender se você proprio não o entende?? Mesmo assim vou tentar ao longo do dia.

      Tenha um dia feliz, beijinhos.
      Flor

      Eliminar
    5. Entendo o texto perfeitamente, Flor, é só brincadeira, mais uma visto que o texto tb é... até certo ponto.

      Eliminar
    6. Eu também estou a brincar!!!

      Eliminar
    7. Imaginei... mas chega de brincar com a minha cara, hem!

      Eliminar
  2. Humberto, não sei se é por já ser tarde, 1.00AM, mas desta vez o teu texto está dificil, pelo menos para mim. Olhe vou dormir e pensar no negócio e amanhã volto para ler outra e outra vez. É que não consigo perceber o que o primeiro texto tem a ver com o segundo...

    Beijinhos e até amanhã.

    Flor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ninguém disse que iria ser fácil, minha querida Flor, tomara que amanhã...
      Beijinhos

      Eliminar
    2. Espero que tenha dormido descansado porque toda a noite a mim não me saiu da mente e até com alguma angustia jajajajaja. Enfim vou ter que dormir a sesta.

      Beijo grande
      Flor

      Eliminar
    3. Olha, só posso te dizer que é um jogo lógico do tipo enunciado 1, enunciado 2, conclusão...

      Eliminar
    4. E eu estou gostando de ler os comentários e penso que você se está divertindo também. É isto que eu gosto nos blogues. Este intercambio de ideas que eu ainda não consegui na minha vida de blogueira. Nem sei se vou conseguir nem com textos meus, nem com textos de outros. Os meus seguidores estão muito adormecidos.

      Você é o máximo!!

      Eliminar
    5. É hora de acordar esses seus leitores, Flor. Acredito que o negócio é fazer comentar até as pedras, mas para isso você deveria subir uma postagem transgressora, diferente, que vá além da tua própria cotidianeidade. É só experimentar, que podemos perder?
      Estou me divertindo à beça, mas estou aprendendo tb!

      Eliminar
  3. Pues esperemos que no haya que esperar ese tiempo pero lo que si es cierto es que tu has logrado el efecto-no -efecto...

    saludos
    Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo es algo, querido Carlos.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  4. Por eso a mí también me gustan mucho los cuentos sin finales sorpresivos, hay muchos cuentos de Hemingway, de Chéjov y de Carver (son los primeros que vienen a mi mente) que no tienen un final así, que quedan abiertos, y sin embargo son buenísimos, porque te dejan pensando, o rellenando huecos, o tratando de darte cuenta qué te quiso contar o decir el autor...
    Liberate del trillado final Humberto, con lo bien que escribís...
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este texto tal vez sea una guiño privado, querida Eva. Pero hablando en serio, yo no creo estar atado a los finales sorpresivos, aunque me quieran meter a las patadas allí.
      Un beso enorme.

      Eliminar
  5. una fotocopiadora hubiese sido de gran ayuda para aquellos cuadriculados artistas egipcios. uf, a esos no los salva ni el dios con cabeza de halcón.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una gran fotocopiadora de tres dimensiones... puedo imaginarla, te lo aseguro.
      Un abrazo, Draco.

      Eliminar
  6. Humberto! una vez mas un gran placer leerte... Interesante y profundo tu posteo, aunque debo confesar que aguardé con ansias una pizca de humor a la que mas de una vez nos tenes acostumbrados! Yo soy ferviente adherente a la sorpresa en todos los ámbitos de la vida: en la familia, en las relaciones de amistad, en las comidas, en la pareja, e incluso en el trabajo. Aborrezco lo estipulado y rutinario, por eso valoro tu reflexión sobre los finales no esperados. Por último, gracias a tu posteo aprendí algo nuevo: Ta da .... busque en Google su significado!! :) Mil gracias una vez mas por tu talento y tu capacidad vertida en cada palabra tan bien elegida. Un gran abrazooooooooo!!
    Vanuchy Fortinera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Crees que no hay humor? El de matarse de la risa no... bueno, tal vez no en forma compartida, pero yo me estoy divirtiendo mucho últimamente. Mucho.
      Un fuerte abrazo, Vanuchy y gracias por estar siempre.
      Besos.

      Eliminar
  7. En realidad sí se sabe por qué mantuvieron un ideal canónico en el arte, por qué respetaron tanto un modo de hacer las cosas y por qué Amenofis IV es considerado un hereje (que no es el precursor del monoteísmo como muchos aseguran) y varias cosas.

    Más allá de eso, tú texto no deja de aportar ciertas ideas a un debate que nunca caduca del todo.

    Saludos

    J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es lo bueno de este blog, tal vez lo poco bueno que tenga (o que a mí me guste), siempre hay alguien que sabe más que yo. Después tenés que contarme más sobre Amenofis IV, José, no esquives el bulto.
      Un abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  8. Buenas noches Humberto

    Bueno, yo he leído algún tema tuyo con esos finales sorpresivos y vaya que no se te dificultan, me dejas con los dedillos elevados en los teclados por algunos segundos, entonces no estás atado pero te salen muy bien :)
    Hoy me llevo tu tema a cama y reflexiono

    Besos y te agradezco todo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay un visitante que aparece siempre por aquí que se tomaría muy mal eso de 'me llevo tu tema a la cama', pues parece MUY enganchado contigo ;)

      Hablando en serio, si algo resulta fácil, pues hay que escapar de ello, no sea cosa que se convierta en el viejo y recorrido camino de siempre.
      Un beso enorme y muchas gracias.

      Eliminar
    2. Esto no me gusta nada, nada, nada, nada
      dijiste no conocerla, mentiste¿
      a la cama contigo¿

      Eliminar
    3. Es que... así es la vida, nuestras amantes SIEMPRE acaban en la cama con otro, así de cruel. Mi amante, por ejemplo, está acostada con uno de un blog de Italia, la muy ladina.

      Eliminar
  9. muchos de los que nos gusta escribir lo hacemos intuitivamente, en mi caso NO tengo estudios formales que potencien la escritura (bachilleratos, periodismo, literatura, etc). de todas formas creo que por una parte tenemos las ganas de hacerlo, se agregan las muchas horas de lectura, aprender a editarse, tener una visión sobre las cosas o una voz propia... Resumiendo... si la literatura es arte, hay que dejarla fluír sin tantos tecnicismos... que al ser demasiado perfecta pierde sabor...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y claro que sí, querida Quiltra, pero hagámoslo de una vez, como dice una canción.
      Particularmente me cae bastante gruesa la literatura técnica.
      Un beso y gracias.

      Eliminar
  10. Una entrada muy ácida Humberto pero tienes un arte para decir lo que te apetece de una forma que sorprende y maravilla.
    Me sentí parte del texto cuando en la primera parte me dije tadah y sentí que había caído en la trampa del escritor.

    Un lujo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no puedo decir aquí lo que me plazca, ¿dónde Stefanía?
      Ahora bien, si gusta o no, eso ya no me interesa demasiado. Pero, a la vez, más valoro a los que semana tras semana dejan su huella, sea escrita o silenciosa, son los que hacen este blog. Perdón, me deliré.
      Un beso.

      Eliminar
  11. No tengo nada contra los plot twists (o su análogo en la comedia, el 'punchline'), pero prefiero las historias que no dependen de este recurso.

    Es como lo que ocurre con ciertas películas. La primera vez que ves el Sexto Sentido te quedas boquiabierto quince minutos, pero las siguientes, no es lo mismo, nunca será igual.
    Hmm, quizás debería mandarle tu post a M. Night Shyamalan, puede que aprenda algo de esto.

    Buen día, see ya!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gustó la comparación que hiciste con el cine, porque es más gráfica que en literatura. ¿Cuántas veces puede surtir efecto una fórmula?
      No conocía a M. Night Shyamalan, pero gracias a tu comentario leí sobre él y me viene como anillo al dedo. Un hallazgo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  12. Son las 4 y media aqui en España...la tos y el insomnio me desconciertan, pero siempre es un buen momento para leerte Humberto Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Tos e insomnio? Una combinación funesta, uf.
      Agradezco doblemente que te hagas un tiempo para leer este espacio.
      Te dejo un fuerte abrazo y espero que te mejores.

      Eliminar
  13. Y como grafico la risa que lancé después de leerte sin los consabidos "Jajaja" "Jejeje" "Lol" o :-)????
    Pensándolo bien no es necesario... Ya sabés que me estoy matando de risa. Qué sos corrosivo, subversivo y desafiante!!!
    And I like it! Boicot al final trillado!!! Y que giren como trompos y pongan en funcionamiento la imaginación!
    Este m encantó. Así nomás.
    A big hug, milord!
    P/D: Remember! You are my KHA. La Sra.Dib estaría de acuerdo con mi opinión (Mi admiración por los egìpcios es indisimulable!)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguramente Yamila (mal denominada Camila, así se llamaba) habría estado de acuerdo con eso del kȝ... es todo un tema.
      Pero para no ponerme ceremonioso, sí te confirmo que me siento tu partenaire de la risa, sé que textos como éste van a provocarte eso tan lindo que sólo se produce cuando se escribe o se lee con absoluta soltura y libertad.
      A big kiss, my BeeBee, be a good girl!

      Eliminar
  14. Me puse a pensar que quizá es porque el final de nuestras vidas (en muchos casos) es inesperado. Y como dicen todo (pero así todo) tiene un final.
    Saludos
    David

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pareció un excelente análisis, David. Sin dudas que tiene que ver con el final de la vida, con el misterio de algo que no es tan misterioso: la muerte.
      Gracias por esta reflexión.
      Un abrazo.

      Eliminar
  15. Yo confieso mi total admiración por lo que haces, Humberto, hoy me di cuenta, tú no escribes tú juegas al ajedrez con las palabras.
    Me quito el sombrero y me postro admirada.
    Genial!!!

    Lula

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres exagerada, Lula, pero no te voy a negar que la figura "jugar al ajedrez con palabras" me encantó.
      Te mando un beso y muchas gracias.

      Eliminar
  16. Hola, que tengas un lindo Jueves, un gusto pasar por tu magnifico blog, felicitaciones por tu buen trabajo, de manera cordial te invito a que visites El Blog de Boris Estebitan y leas un poema mio titulado “El corazón extraviado”

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por la amable invitación, Boris, te prometo que mañana (viernes) paso, hoy no podría leerte como corresponde.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  17. Respuestas
    1. Mi mamá me dijo que no aceptara dulces de desconocidos...

      Eliminar
  18. Hola Humberto!!!!
    Tú no necesitas dar un giro sorpresivo al final de tus relatos, para que éste sea bueno de verdad, tú nos llevas de la mano por el camino que tú quieras con tus palabras y nosotros te acompañamos con mucho gusto.
    Como siempre es todo un placer leerte, amigo mío!!!!
    Un fuerte abrazo!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Estrella, eres muy amable conmigo. Mira que lo tengo bien claro, sólo que se me dio por jugar un poco con eso.
      Un fuerte abrazo y gracias por tu cariño de siempre.

      Eliminar
  19. Humberto:
    Supongo que ese artilugio que comentás no es muy efectivo. Bien podría ser que quienes inicien la lectura de mis textos jamás lleguen a descubrir el final. Quizás la soberbia haga que no admita tal situación, pero sabemos que es cierta.
    De hecho, el final sorpresivo no lo sería tanto, pues ya los lectores están sorprendidos por lo que leyeron desde el inicio y se habrán preguntado cómo pude llegar a escribir "eso". Ni aun así darían crédito a lo que vieron sus ojos.
    Te aseguro que no soy el único de mi especie...
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, Arturo, vos escribís de una forma muy particular y yo sé que no vas a abusar de ese artilugio, en el caso de lo que vos haces, la sorpresa se va generando poco a poco, la sorpresa y la emoción por situaciones, hechos, conductas que uno creía olvidadas y que están muy bien guardadas en el alma.
      Te aseguro que al momento de leer, te elegiría mil veces en relación con otros espacios en los que sé que van a querer darme ese giro final... y mal encima.
      Un fuerte abrazo... estoy al tanto del encuentro.

      Eliminar
    2. "It's too much", "Troesma".
      ¡Benvenuti!

      Eliminar
    3. ¡Lo dije muy en serio, eh! Nada de fórmulas de cortesía.

      Eliminar
  20. Lo veían asì realmente, nosotros no somos egipcios pero hasta que no llego Picasso, no nos salimos del canón,
    El Ulises no tiene sorpresa final...
    Hay que cambiar la manera de leer, Rayuela
    ¡Ta-dah!
    Me caigo de culo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces parece tan fácil: se trata de ver el mundo con los propios ojos, nada más. Pero se ve que no es tan fácil, ni el mundo ni verlo con ojos admirados.
      Cuídate ese culo, no sea que te quiebres el coxis.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Si no lo creo, no lo veo. Paul Auster

      Eliminar
  21. Un buen relato debe contener virtudes más allá del sorpresivo final.
    Como decían los antiguos magnates de Hollywood, es mejor una buena historia que una historia original, y : No dejes que los hechos interfieran con contar un buen relato.
    Perogrullistamente; lo bueno es bueno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi caso personal, sí, una buena historia pesa más que un final sorpresivo. Y creo que no hay que tenerle miedo a las perogrulladas, no siempre tenemos que ser inteligente... de hecho casi nunca lo conseguimos.
      Me gustó, esta semana en este blog es ley: lo bueno es bueno.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  22. Dicen que esa manera de pintar y esculpir de los egipcios era absolutamente meditada, es decir, no imitaban sino que era una parte más del simbolismo de lo egipcio, pero vete tú a saber.
    Sobre los giros sorpresivos pues yo soy bastante aficionada a ellos y tampoco por imitación, no sé, pero bueno yo hoy he entrado aquí para decirte una cosa: ayer me enteré que en árabe (o bereber, no estoy muy segura) Dip significa Lobo. ¿lo sabías? Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que lo sabía, Francesca, en realidad 'Dib' es la forma oral de lobo, mi apellido respeta la regla fonética más que la escritura. Mis padres eran de origen árabe, mi mamá era egipcia, mi viejo sirio.
      Soy un viejo Dib ;)
      Un beso y muchas gracias.

      Eliminar
    2. Sí? Qué mezcla más bonita! Pues hasta la próxima, Lobo feroz? Un beso!

      Eliminar
  23. Thanks for being my 100 followers.. i appreciate it for supporting my blog.. have a nice day :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. It was great being number 100, I remember that moment here, I was so excited!
      Cheers.

      Eliminar
  24. ¡Jaja! Muy buena tu carga contra los clichés. La verdad es que si uno lee muchos textos en la red (especialmente en la red, como si de un virus de copia se tratara) se enfrenta al corsé imitativo. ¿Cómo superar la idea de moda o tendencia al uso con la idea de innovación, originalidad? Creo que es un problema personal. Depende de la ambición intelectual de cada uno. Quizá en Egipto no hubiese, tampoco, ambición intelectual bajo regímenes que buscaban sólo buenos artesanos, no creadores, en busca de amparo. (La red ampara mucho...)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta que hayas entendido tan bien el mensaje, Susana, como me gusta pensar que existe un virus imitativo que circula en la red, como una gripe que te fuerza a hacer lo mismo. Ahora me viene a la mente un libro de Martn Amis: La guerra contra el cliché. ¿Por qué será?
      Lo de los egipcios fue sólo para sostener la idea que trataba de transmitir, me parece que está claro por qué mantuvieron ese formalismo casi neolítico.
      Besos y buen fin de semana.

      Eliminar
  25. jajajaja!!!!
    Bueno del porque de la horizontalidad de las pinturas egipcias, no sé
    De los psicólogos...nunca mejor escuchada, por mi antiguo psicoanalista, si fuese escultora, le hubiese realizado una estatua en la Plaza Mayor, como no es posible, le tengo una en mi alma jajaja
    Los finales inesperados, me gustan en la literatura
    Es lo que más, hace que los relatos y las novelas, se parezcan a la vida real

    Besossssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Construir una estatua en el alma me parece maravilloso, ahí que jamás terminara oxidada o llena de cagadas de palomas.
      Con relación a los finales inesperados, me encantan, lo que no me gusta es que ya a la 2° línea ya sepas que te están llevando hacia él, es decir, que ya no sea inesperado.
      Un beso Gizela.

      Eliminar
  26. Soy poco del efecto-no efecto en los textos, prefiero que se tuerzan y se retuerzan antes de llegar al final, pero reconozco que es tentador, y que muchas veces que no sabes cómo darle el toque final a la historia, recurres a él, y listo.

    Interesante reflexión.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Doy fe de que tus escritos no caen en el cliché del efecto-no-efecto... y la imagen que diste me parece muy adecuada, se tuercen como boas constrictoras (esto lo agrego yo).
      Un abrazo.

      Eliminar
  27. Tú, has creado arte, guardas lo rebuscado y pedante, dices lo que tienes que decir, y con ello formas un riquísimo vocabulario, siempre eliges la palabra menos ruidosa pero la que más claramente dice lo que quieres decir.
    Eres capaz de comunicar lo que quieres y sientes sin rizar el rizo, sin convencionalismos clásicos. Para mí son clase magistrales que tengo muy en cuenta… ¡que difícil parece escribir con sencillez!
    "Y otra vez he sido insorprendidamente sorprendida... El autor ha tenido que darme un pellizco en la mejilla, diciéndome “ te atrapé”, me hizo un guiño, y me quedé dormida".
    Y la vida sigue...

    Un beso.



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quítame de lado por un momento...

      El arte de comunicar es muy difícil, cuántas veces lo constatamos con sabios profesores que no podían transmitir una idea básica. No porque no la supieran, sino porque llegar al otro no es una tarea simple, por eso hay pocos docentes de verdad.

      Sigamos... el tema es que yo tengo el cabello rizado, entonces ya no se me hace necesario encaracolarlo más, no sea cosa que se me ponga lacio.
      Muchas gracias por tus visitas, son muy esperadas por mi.
      Por ahora, la vida sigue...

      Eliminar
  28. Hay que descubrirse, ante la imaginación y el saber escribir, de un gran maestro como eres tù. Con final sorprendente ò con final plano, tus relatos, se leen siempre sabiendo que la historia que nos encontraremos nos hará reflexionar y disfrutar del mundo de las letras. Enhorabuena.

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú porque eres muy amable, Paco, y porque hay entre nosotros una amistad a la distancia, pero acepto el halago con humildad y respeto.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  29. Dib:
    La sorpresa siempre es un plus, de lo contrario nadie compraría huevos kinder, ni envolveríamos los regalos, ni les taparíamos los ojos por detrás a los amigos para preguntarles ingenuamente: cucú, ¿quién soy?
    Salu2 sorprendentes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ves, tu comentario es fresco, divertido, me encantó...
      Cucú, ¡me sorprendiste!
      Abrazos sorprendidos.

      Eliminar
  30. Tú sí que nos sorprendes siempre !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Trimbolera, y cuida de ese hermoso bosque...
      Besos.

      Eliminar
  31. ...¡ Ta-dah..!
    Estupenda técnica Humberto...
    Que más da si viene Amenhotep IV..jejeje
    A mi no me aburre..., cuestión de como uno se sienta más cómodo escribiendo.
    Estoy segurísima que dominas todas las técnicas.
    Fué un placer leerte
    Un beso y buen fin de semana.
    P.D.:
    Recuerdos a Amenhotep IV,( si aparece) jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Maribel.
      Por aquí anduvo Anubis, no sé si sea lo mismo, creo que no.
      Un beso de fin de semana.

      Eliminar
  32. Creo, Humberto, que ese efecto lo ha logrado la literatura y el cine hace ya bastante tiempo con el final abierto, ese mismo que a muchos lector y espectadores deja fríos sin saber si aquello ha acabado o no. El problema no es la técnica, sino mantener la atención y fidelidad del lector. En todo caso, creo que todos debemos cambiar para que todo siga siendo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues grítalo, Francisco: debemos cambiar. Si no, va a ser como La guerra de las galaxias, van a llegar al insufrible capítulo 200, ni reviviendo a Darth Vader nos salvamos.
      Un fuerte abrazo y gracias por la reflexión.

      Eliminar
  33. No me quites los finales que es lo único pasable en mi blog, se lo debo a la costumbre de contar chistes.
    Cuando aprenda a hacerlo quizás los cambie.
    Un abrazo maestro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No fue para vos, Moli, por favor... No me gustaría que pensaras eso, tampoco es que haya sido para alguna otra persona en particular, o tal vez sí, para mí.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  34. Cómo dicen acá en México Humberto. Awevo, está muy buena este inició de revolución por la ya sorpresa esperada. Qué tengamos el cambio carajo.
    Muy bueno como se cambia todo en el cuento y lo desarticula a uno como lector, hasta el punto de decir "Qué rayos pasó acá"
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que a mí me pasó de decir 'qué rayos pasó acá', pero me gustó, te lo aseguro. Y quise compartirlo, veo que en muchos casos sirvió para comunicar algo.
      Un abrazo y que viva México.

      Eliminar
  35. La culpa de todo esto la tiene la H, que nunca hablaba y la llamaban la muda y la X, que era negativa y siempre tachaba todo y luego a Cleopatra que les mostraba el torso de frente y de atrás a los romanos...

    abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que tienes razón... todo fue para mostrar las tetas de Cleopatra.
      Beijinhos, minha querida.

      Eliminar
  36. ...bueno....que que tu eres el "Amenhotep IV" de nuestros tiempos....
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueh... bueh, no exageremos, Mery ;)
      Un abrazo fuerte y buen fin de semana.

      Eliminar
  37. Bueno, ya sabes, se pone de moda, como ahora la palabra "sempiterna" en la poesía, y si no hay giro sorpresivo poco menos que te apalean :D

    Vamos a poner de moda el que se vea venir.

    Besos Humberto, buen fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me mataste... ¿'sempiterna' está de moda en la poesía? Soy un ignorante en poesía, eso es lo que sucede, pero no dudo ni un poco de que pueda estar ocurriendo.
      Me causó mucha gracia un 'ahí te agarré' que me dijeron una vez, todo nació allí.
      Un beso, Verónica.

      Eliminar
  38. La vida es una constante pregunta: por qué, para qué, eso de qué...Es que si a la primera de cambio ya nos lo dan resuelto ya la cosa cae en saco roto.Por eso el punto de vista y la opinión de muchos es necesaria porque segun el lado o ángulo tu prespectiva cambia y sí hay mayoría que lo entienden por ese lado entonces ya es propiedad de unos y disfrute de todos.Que es lo que nos pasa con tus textos a veces los entendemos y otras no...pero siempre gustan!

    -En clase de filosofía; teniamos un profesor que era un hueso y siempre que se cogía un rebote porque nos excediamos diciendo más de lo que marcaba-Nos decía Dios nos libre de la vanidad del escritor...ummm

    Un abrazo Humberto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. es como la vida misma, no todo tiene que gustar, no todo tiene que ser entendido. Te cuento un secreto, pero que quede entre nosotros: cuando vi que muchos de mis escritos llegaban a los 400 comentarios, me di cuenta de que algo mal estaba haciendo, y di el volantazo. Prefiero pocos, pero contundentes, como el tuyo.
      Gran anécdota de tu profesor de filosofía, muchas gracias.

      Eliminar
  39. "Todo gran truco de magia consiste en tres actos. El primero recibe el nombre de La Promesa: el mago muestra algo ordinario, pero, como es de esperar, probablemente no lo sea. El segundo acto se llama El Giro. El mago hace que ese algo ordinario realice algo extraordinario. Ahora bien, aunque busques el secreto, no lo vas a encontrar. Es por esto que hay un tercer acto, llamado El Prestigio. Esta es la parte de los giros y los cambios inesperados, en la que la vida pende de un hilo, y ves algo sorprendente que jamás has visto antes" ("El gran Truco")

    Parece que todo tiene un protocolo y no todos fáciles de cambiar.

    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No demasiadas veces me sentí conforme con los textos que escribí, creo que fueron unos 190 desde que abrí el blog. Serán, como máximo, 10 los que produjeron un cambio en mí (que es lo que busco). Éste es uno de esos, pues hasta ahora los comentarios me entretuvieron, aprendí, estoy sorprendido. Pero fijate que esa magia vino del lado de los que comentan, de las opiniones, y eso me pone MUY feliz.
      Junto al abrazo va un agradecimiento por la enseñanza.

      Eliminar
  40. En literatura inglesa, según estudié, le llaman "the twist in the tale". No se si es lo que más me sorprende de la ficción, te soy absolutamente sincera. Para mí, como lectora, es como vos decís: el efecto-no-efecto. No hace al meollo de una historia bien contada. Algunos "twists" son más plausibles que otros, pero me quedo con el escritor que va más hondo, que trabaja el estilo, que pinta un escenario y crea personajes con vetas a desarrollar, que no se queda en la superficialidad del efecto shock fulminante de la trama, que es en cierta forma como una cachetada al lector: "Viste, gil, ésta sí que no te la esperabas." Igual soy conciente de que a la mayoría de lo lectores les encanta tanto como se aferran a las historias previsibles y trilladas.Es tan difícil entender al lector contemporáneo como al arte egipcio...

    Este año tuve que tomar la determinación de darle a leer a mis alumnos avanzados de inglés cuentos de este estilo que habían sido elegidos por mis superiores o hacer yo una selección de otro tipo de cuentos donde hay otros niveles de lectura y donde se exige más del lector. Y opté por lo segundo. Los alumnos lo valoran. Para lo primero abundan las telenovelas, las sitcoms y los thrillers.

    Muy interesante, por cierto. Y lo cierto es que muchas minas se hacen la película con el psicólogo, que pasa a ser más que un novio en definitiva.

    Un beso, Humberto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, sucede que hay una tendencia simplista a creer que con un twist se resuelve todo y no, es apenas una de las tantas técnica que uno puede utilizar, no la más creativa, por cierto.
      Tu "Viste, gil, ésta sí que no te la esperabas" lo resume todo, no sé si me gusta sentir que me digan eso, pero peor me siento cuando -a las pocas líneas de un relato- sé que va a pasar eso.
      Pero bien lo decís, también, hay lectores que les gusta ese recurso y no lo saques de allí.

      Por cuestiones profesionales no puedo hablar de lo que les sucede a las minas con el psicólogo, pensá que yo tuve que hacer un juramento ;)
      Un beso, Fer.

      Eliminar
  41. Amenhotep IV....O sea, Akenaton, el friki de todos los faraones. La próxima vez, dinos el seudónimo, y te entenderémos.

    Y mucho ojo, señor, "B" que el señor "C", también es un hombre, y tiene más fácil, llevarse a la moza al huerto. Le basta mencionar a Freud, y ya está.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Era tan fácil, Antonio! Haberlo sabido antes.
      En realidad, en el barrio lo llamaban Amenofis IV, pero sólo los amigos.
      Un abrazo, Antonio.

      Eliminar
  42. Estoy contigo, Humberto, el escritor no puede caer reiteradamente en la manida sorpresa final que intenta impactar desvaratando la trama de un plumazo. Ante todo el escritor ha de ser coherente y osado. Magnífico alegato, muy revelador. Y la referencia a la frontalidad en el Arte egipcio... deliciosa :) Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Mere, el problema es que ser innovador es bastante riesgoso e injusto. Cuántos autores fueron reconocidos después de muerto, pues en su época se los consideraba unos desviados, por decirlo de alguna manera.
      Un beso y buen fin de semana.

      Eliminar
  43. Segura estoy de que C pueda conquistar el corazón de A.
    lA FRONTALIDAD para mi entender es importante, en el siglo actual por supuesto. Los finales sorpresivos me encantan mientras no me vea involucrada, ja.

    Un abrazo. Tremendo escrito que me dejó empapada en él.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Voy a ver cómo puedo involucrarte en un final sorpresivo... sólo déjame pensarlo.
      Un beso y muchas gracias.

      Eliminar
    2. M e doy cuenta que me equivoaué de letra, cambio la C Por B, es lo correcto.

      Eliminar
    3. Y, ahora no sé si podemos cambiar, mira que C está muy ilusionado...

      Eliminar
    4. jajajaja,e haces reír a montón, ahhh recojo el beso del otro día, lo vi recién y graciassssss

      Eliminar
  44. Es válido también decir que nos liberen del aburridor final conservador y obvio. Está en el gusto de cada uno.
    Ahora si yo leo un relato, cuento, novela o lo que sea tremendamente empalagosa y termina:
    "Finalmente, A, cansada de tanta cantinela egocéntrica, lo frena de golpe y le dice que se detenga, que C no es su antiguo novio, sino su psicólogo, el que la escucha... de verdad"...de verdad que dejo el libro en el banco de la plaza.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, y está muy bien, porque podría servirle a otra persona que pasara por allí. De hecho yo encontré varios libros en plazas... y no, no eran buenos.
      Me has hecho reír, eso se agradece.
      Un beso.

      Eliminar
  45. Creo que los Fines sorpresivos, al final acaban siendo esperados y, casi por la mitad, devorados. No creo en lo cánones ni reglas pre-establecidas.
    Muy buen Relato, como siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por la opinión, Pedro.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  46. A mí me aburren los finales sorpresivos pero veo que está lleno de finales así en libros y blocs.

    En tu escrito hay trampa, porque tambien tiene un final sorpresivo a su manera, o no?

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede que tengas razón, es un final sorpresivo buscando por todos los medios no serlo... o al revés ;)
      Un beso.

      Eliminar
  47. Me dejaste duro, no sabía para donde estabas queriendo ir, tuve que aguantar hasta la última frase y no se si te entendi, jeje, creo que si.
    Estoy de acuerdo con Sabrina también aquí logras sorprender por el desarrollo.
    Un abrazo que tengas un lindo fin de semana.
    Lalo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay momentos en los que es bueno estar 'duro', sabes a qué me refiero.
      Muchas gracias por tu comentario.
      Un abrazo, Lalo.

      Eliminar
  48. Jajaja, me encanta cuando ironizas. Y estoy de acuerdo: ahora se ha puesto de moda el giro de sorpresa al final y vale, muy bien, pero cansa, sobre todo cuando se está exportando de los micorrelatos a relatos de extensiones más largas.
    Son los tiempos, Humberto, no te calientes la cabeza, que cada uno deberá ser su propio Amenhotep IV.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, si yo no me caliento la cabeza, Isabel, me lo tomo MUY en broma, como podrás constatarlo. Es verdad, a veces son pullas más que bromas, pero te aseguro que nunca son con mala intención. Y, en definitiva, la pulla va dirigida a mí en primer lugar.
      Un beso y buen fin de semana.

      Eliminar
  49. No sería extraño que dentro de 18 siglos estemos nuevamente pintando las paredes de una cueva con nuestras manos...
    En cuanto al giro final, es lo que hay por ahora.
    Ya aparecerá algún Dib que revolucione el final de los (micro)relatos :)
    ¡Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No estaría nada mal volver al Naturalismo del paleolítico, Sergio. Yo me anoto.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  50. Como siempre acabo sorprendida y perpleja
    Por cierto, me he entretenido ensayando en un espejo la posturita de los egipcios.
    .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿En serio? Ja, je, hasta podría imaginarte contorsionándote en el baño para poder parecerte a Tutankamón. Hoy me están alegrando el día, Luz.
      Un beso.

      Eliminar
  51. Como siempre acabo sorprendida y perpleja
    Por cierto, me he entretenido ensayando en un espejo la posturita de los egipcios.
    .

    ResponderEliminar
  52. Pues debo confesar que mientras lo leía esperaba un final sorpresivo, pero para no anticiparme a tu final he atado mi mente para que no se invente el suyo. Por eso leemos, para sorprendernos por los demás, luego nos dedicamos a sorprendernos a nosotros mismos, pero eso igual ya es caso más particular de esta noria que tengo por cabeza. Moda o no moda es cierto que se lleva, y todo el mundo no puede o sabe hacerlo con mucha gracia o acierto. Otro CONFIESO: adoro la ironía, me "chifla" jajajaja. Besos Hum (y no voy a decir "un placer" que algún que otro se lo lleva a la cama..jjjj)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando uso la ironía, lo hago desde lo que los griegos consideraban 'eirōneía', no como burla a los demás, por favor que se entienda.
      ¿También tienes un amante secreto y virtual?
      Creo que todos buscamos anticiparnos al final, lo cual es (en cierta forma) quitarnos la posibilidad de sorprendernos.
      Un beso enorme.

      Eliminar
    2. Jamás lo interpreté como burla...eso sí hace pensar...
      (Si se entera que dedico besos virtuales ay ay ay)
      Eres grande Hum!!!

      Eliminar
    3. Ya sé, así lo entendí, pero tu comentario me sirvió para aclarar, nunca son ociosas las aclaraciones.

      Eliminar
  53. Será que a mi me gustan los finales sorpresivos, no sé, pero me parece que usted es un inconformista insoportable, insufrible.
    Lo felicito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Le voy a decir algo muy en serio, amigo Viejex, soy tan inconformista e insufrible que a veces ni yo mismo me aguanto.
      Hace poco una mujer, desde el anonimato, me confesó que se estaba enamorando de mí, pobre... ella no tiene idea del regalito que podría llevarse.
      Y si a Usted le gustan los finales sorpresivos, le prometo alguno próximamente, si es que le interesa volver por aquí.
      Abrazos.

      Eliminar
  54. impresionante, Ta-dah! tu nada aburrido giro sorpresivo final:-)
    Lo que dan de si A,B,C en tu lenguaje recién sacado de tu chistera.
    A mi esto del Principio de la Frontalidad me encanta. No hay nada comp decirse las cosas a la cara.
    Un abrazo y genial finde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me puso muy feliz que hayas señalado ese otro guiño del texto: el título. Nada es al azar, nada es lo que parece.
      Así de cierto, las cosas en la cara, después tendremos tiempo para discutirlas.
      Un abrazo y buen fin de semana, Katy.

      Eliminar
  55. Jajajajaja, me estoy sacudiendo el polvo de los tiempos... 1800 años para mi no es nada imaginar. Lograste en mi lectura el efecto-no-efecto. La fórmula, sin lugar a duda, es fija, como las Pirámides, jajajaja. Eres genial. Un placer leerte hasta lo infinito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si las fórmulas literarias duran como las pirámides, me suicido clavándome un bolígrafo en la yugular ;)
      Muchas gracias por estar siempre, Julie.

      Eliminar
  56. Mas matao!! que lo sepas:-)

    A mi me gustan esos pechizcos en la mejilla, me gusta lo no previsible, que es diferente incluso a imprevisible, la sorpresa, tu ta-dha! anglófono que en castellano sería un ¡¡ta- chán!! aunque es cierto que si la belleza del texto sobre sale por encima del argumento, da igual si al final el asesino es como siempre suele suceder el mayordomo, el amante o el amigo fiel que luego no lo es tanto:-)

    A mi nunca me gustaron los cánones en nada... me gusta lo armónico, que no tiene por qué ser lo ortodoxo, a veces hay armonías disonantes que suenan maravillosamente al oído, aunque es cierto que para apreciarlas se requiere de una predisposición y entrenamiento previo, al que no todo mundo está dispuesto.

    Tú por ejemplo, creo que eres un ortodoxo heterodoxo, mi querido HUMBERTO:-)


    Muchos besos y feliz finde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues entonces ahí va mi pellizco a tu mejilla, con un Ta-chán o como quieras.
      A mí me convences con palabras bonitas, aunque el final no sea sorpresivo, soy un amante de la belleza, un esteta, si quieres.
      Lo de ortodoxo heterodoxo me gustó, eh... lo voy a tener MUY en cuenta.
      Te mando un beso enorme y gracias por venir.

      Eliminar
  57. Juegas de una forma con las palabras y con los sentidos que siento que entré en el taller de un mago no en un blog.
    No dejes de escribir NUNCA, Humber, no te lo perdonaríamos, nustros espectros te seguirían hasta la tuma. Estás avisado!!

    Besos de fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dentro de todas las locuras que me han afectado, todavía no me llegó la de dejar de escribir. Pero digo 'todavía', nunca se sabe qué pueda pasar.
      Un beso y muchas gracias.

      Eliminar
  58. A mí me agrada mucho entrar en tu blog porque siempre me encuentro con una historia bien escrita, amena y que atrapa.

    Eso es muy importante. Así que sólo me queda enviarte
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me dejaste en suspenso, Amalia... ¿enviarme qué? Me quedé con las manos preparadas para recibir algo y no sé qué es...
      En fin, un abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  59. Siempre logras sorprendernos amigo, por ese gran ingenio que posees, por lo tanto este B le dice a ese B, que es un magnifico escritor, saludos estelares desde mi querida Guatemala

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, SL, hace mucho que no te visito, voy a hacerme un tiempo.
      Muchas gracias y un abrazo.

      Eliminar
  60. Pues sin querer sorprender a mi me has sorprendido, hombre!
    Salgo de tu blog con los pies de perfil.

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal que no es con las patitas para adelante, como dice un dicho aquí... Uf.
      Un abrazo, Pedro.

      Eliminar
  61. Si vive en un fortín decilo. Eso sí, ojo que anda con reloj suizo ahora...:-)
    Otro giro inesperado - para los que no miran telenovelas -hubiese sido que C fuera un hermano desconocido de B, un hijo ilegítimo, que tuvo el padre de B, con la madre de A, entonces...ma sí, seguila vos! jaja!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y ya me estás dando letra para una nueva historia: B hermano de C, pero hijo ilegítimo del padre con la madre de... Me perdí.
      Mejor que la siga Bee, que ella anda hecha una luz con los relatos, te iba a decir que la siguiera Dany, pero él es el Refrited Master.
      Abrazos.

      Eliminar
    2. Dany está más para hacer jingles de Pampers que otra cosa! A ver si Bee toma la posta. Abrazo!

      Eliminar
  62. Enviarte mi felicitación y un abrazo,
    Féliz fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, soy un tonto, no te había entendido...
      Muchas gracias, Amalia.

      Eliminar
  63. Como veo sigues con tus bonitas historias Humberto, pero no te envidio viendo tales comentarios - ya me duele la cabeza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que lo dices, a mí también está comenzando a dolerme la cabeza, ¿será por los comentarios? Es verdad, son demasiado buenos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  64. No conocía nada de ésto Humberto, y perdona mi ignorancia. Me ha gustado mucho y me ha parecido muy interesante. Gracias. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea.
    http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Pepe, no es una falta no conocer sobre estos temas, sin ir más lejos, yo aprendí mucho en tu blog, cosas que ni imaginaba.
      Un abrazo.

      Eliminar
  65. Ya lo leí, pero me caigo de sueño. Mañana te comento. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay apuro, Marta... es más, ni siquiera hay obligación.
      Besos.

      Eliminar
  66. Tus historias siempre son tan bonitas
    Que de comentarios
    Hacia mucho que esta tejedora no te visitaba
    Feliz fin de semana
    Un abrazo
    Anny
    http://lostejidosenlavida.blogspot.com/






    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, esta tejedora demoró mucho en hacerse presente, pero ese deseo bien valió la pena.
      Un abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  67. A B y C....beto a saber
    curioso post :-)

    Saludos y buen fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Curioso... puede ser, difícil decirlo desde mi mente.
      Un saludo y muchas gracias.

      Eliminar
  68. B se come a A. C se comió a L en su viaje. Los egipcios, creo, hacían esas poses porque vivían con tortícolis pues siempre las faraonas dejaban las ventanas abiertas de las pirámides. Sarca pone el pecho, va de frente, pero vomita de lado. Es una dama, oye.

    Abrazos Máster.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saber de Sarca, quiero que lo sepas...

      Entonces, ¿lo que quieres decir es que Amenhotep IV hizo cerrar todas las ventanas de las pirámides? No quiero perder el concepto.
      Abrazos.

      Eliminar
    2. No sólo eso, también jodió el aire acondicionado y filmaron películas triple X que luego financiaron con la venta de ceniceros de greda.

      (Sarva volvió al blog, hecha una fiera)

      Abrz.

      Eliminar
    3. ¿Sarva?...No, Sarca. ¿Salva?. No. Sarca. ¿Lucra?, No, Puta!

      Eliminar
    4. No querría meterme en temas que han traído cola, perdón por esta palabra, pero ¿Sarca es mayor de edad?
      A ver si me pasa lo que a Sarco

      Eliminar
  69. El giro sorpresivo final, como cualquier pieza de cualquier ortodoxia, es prescindible.

    Para mí el asunto, en el arte en general y la literatura en particular, es que se trata de crear aquello que a ti -como lector, en este caso- te gustaría leer. Un gran ejemplo de ello es la obra de Bolaño, un convencido que sufrió para llegar, pero llegó.

    En fin, que hoy me has heco pensar, Sr. Dib. Gracias.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo recién conocí la literatura de Bolaño hace 2 años, creo, con un volumen de sus cuentos, me encantaron, luego leí dos novelas y me gustó el lenguaje que usaba, pero me aburrieron un poco, sinceramente. Lo cierto es que él es un gran ejemplo de los que creen en sí mismos y la pelean.
      Ahora bien, uno va dándose cuenta de lo que al Lector le gustaría leer, pero ¿cómo saber si es correcta nuestra apreciación y cómo plasmarlo? Bueno, entre otras preguntas. No hay que detenerse en el intento, eso es lo cierto.

      Un abrazo, Pedro y muchas gracias por reflexionar.

      Eliminar
  70. hola humberto hace tiempo que no paso por tu blog mis disculpas... me ha encantao la manera de plasmar esta entraita uf que me gustan las cosas de los egipcios siempre leo to aquello que llega a mis manos, jajaja besitossssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tienes que pedir disculpas, Embrujo, tú vienes cuando quieres o cuando puedes, eso me hace sentir mucho más libre.
      Gracias y un beso.

      Eliminar
  71. La evolución consiste en romper el canon. Pero es dura la tarea de iconoclasta permanente, destruir para crear, hasta agotar la imaginación antes de que nos sorprenda el final.
    bsssoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y principalmente cuando la tendencia del hombre es a establecerse, a seguir modelos, a resistirse al cambio.
      Un abrazo inmenso.

      Eliminar
  72. Primero gracias por hacer público "el intercambio" y que sea una "clase" para mí. Aprendo de muchos de vosotros "que no es poco"

    Segundo: Como me olvido de "la pastilla" tengo que leerlo varias veces. Tienes tantos comentarios que cuando llego abajo, pero que muy abajo, ya se me olvidó¡ Bueno, creo haber encontrado un ascensor que utilizaré los sábados, ¡no más¡

    Tercero: A de Amada, B de bruto y C de ausente. Si esta es la historia y no todo el conjunto de tu escrito, su final no me ha sorpredido. ¿Es lo que querías en realidad? ("Insorprendidamente")

    Y cuarto (necesitaba ordenarme, disculpas): ahora que ya sé lo que es un giro-sorpresivo-final me he dado cuenta de que lo intento siempre. Y no es porque quiera ser el "colmo de la originalidad" ni porque quiera que vuelvan a leer, sino porque suelo tenerlo en la cabeza antes de empezar. Pero no había pensado en el estado de ánimo de quien lee... uf¡ 18 siglos son muchos para pensar ¡Ta-dah!

    Me perdonas?

    Un abrazote

    Tercero:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vayamos por parte.

      1. Todos aprendemos, lo bueno es que aprendemos más lo que NO se debe hacer, para mí es el mejor aprendizaje.

      2. Es como una gran parque de estacionamiento de varios niveles, en muchas ocasiones han dejado comentarios estacionados y luego no recordaban en que piso estaba y tuvieron que irse a pie.

      3. Y... es una pulla, una burla a los finales 'sorpresivos', tenía un ejemplo mucho más lindo, pero se parecía muchísimo a un relato de un colega de otro blog. No quería ser belicoso.

      4. Digamos que es la técnica más a mano para un relato corto, la más simple para resolverlo, porque es muy difícil transmitir 'otras cosas' en 15 líneas. Ése es el gran problema de los blogs, como todo el mundo anda apurado, nadie se detiene a leer un texto más largo, en el cual podrías presentar decenas de otras técnicas narrativas o recursos literarios.

      5. Si todos fuéramos más sinceros, me incluyo, si dijéramos las cosas con mayor Frontalidad, no tendríamos que esperar 18 siglos. Tal vez con un simple comentario como: 'El texto está bien planteado, pero abusas de...', o 'No me gustó el...', o 'Deberías trabajar más la parte de...' Pero ¿quién se anima?

      Yo no puedo perdonarte, no tengo el peso moral para hacerlo, pero si es por amistad, te perdono todo, el tema es si tú me perdonas a mí.

      Un fuerte abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  73. mientras esperamos la luz en las letras,
    porque no hacemos a+b+c o en el orden que os plazca,
    eso sí como los Egipcios y la premonición de la cara interna de sus muslos sigamos con los giros y veamos que sale, un abrazo
    PD.los sicólogos que tienen una oculta relación también escriben

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, podemos ponernos a realizar cálculos matemáticos: A + B = C. O enunciados lógicos: si C entonces A, ergo B.

      Por supuesto, yo solía ser neuropsicólogo y tenía mis cosas ocultas y escribía.

      Un abrazo.

      Eliminar
  74. Me gusta. Con X-Y podemos llegar a Z.
    En la suma de las cimas reseteamos las historias.
    No hay siglos, ni siglas. No hay atajos que a destajo enuncien silogismos... Ni sigilosos, siquiera.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf, debería colocar tu comentario como una nueva entrada, tal ve dijeran que fue mi mejor texto.
      Yo quiero resetear la historia, que quede claro.
      Un abrazo.

      Eliminar
  75. Que bonita palabra es sorpresa. Hay sorpresas agradables, buenas sorpresas, sorpresas magníficas y hasta sorpresas desagradables. La vida nos depara continuamente sorpresas, y el cine y los cuentos, los amigos, los menos amigos… hasta las civilizaciones antiguas están llenas de sorpresas. Quizá estas últimas, tanto como los nuevos inventos a los que se llega por sorpresa. No, no se pueden dejar de lado.,. ¡tachaaán!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido, pero cuando la sorpresa es en verdad una sorpresa, no cuando ya sabemos de antemano que se viene una y hasta de qué de trata.
      Un abrazo, Alfredo.

      Eliminar
  76. Me gustan mucho estos relatos metaliterarios y es que llega un punto en que te hartas de todo y lo sorpresivo deja de serlo, o parafraseando a barrionuevo habría que dejar de currar con esos finales por lo menos 1800 años...
    off topic o no: Giros lo que se dice giros sorprendentes es que te digan date vuelta apa papa papa pá y ahí se acabo la literatura, qué desastre... jaaaaa
    Saludos van, Monsieur Dib!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Off topic: ayer estuve experimentando uno de esos maravillosos giros sorprendentes, pero me parece que para mi partenaire no fue tan sorprendente, algo me conoce. Perdón.

      Con 10 años de dejar de currar con esos finales, yo me conformo.
      Un beso.

      Eliminar
  77. Todo un tema... El tratar de escribir algo "redondito", en pocas lineas, que nos ubique en un escenario determinado, tenga un nudo y un telón rápido, no debería ser un cálculo tan matemático. Se me ocurre poner de ejemplo una pintura; allí está todo a la vista y supuestamente resuelto (no damos vuelta el cuadro para ver cómo termina) Quizás la magia de la expresión y de la historia que se quiera pintar pase por detalles que se insinúen por veladas pistas que completen y cierren la idea. Dejar librada la imaginación del espectador (no al punto de tu post anterior, donde entran a elucubrar de manera compulsiva por el solo hecho de analizar, jajajaj). Pero creo que este relato me deja una muy buena reflexión. Volviendo a las letras, sería bueno intentar, al menos, romper con las reglas y plantearnos nuevos desafíos. Habrá que trabajar duro... jejeje pero valdrá la pena. Grande Humberto!!! Lograste hacernos "despegar" del llano y mostrarnos otra mirada desde el aire, puntual y objetiva. Tomando distancia se logra ver el "casi" todo. Un beso enormeeeeeeeeeeeee!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto, el espacio blog genera limitaciones, tal vez por eso no haya demasiadas técnicas alternativas para evitar el giro final.
      A mí me terminan resultando simpáticos los que interpretan cualquier cosa, me divierten.
      Muchas gracias por tus comentarios, Diana, un beso enorme.

      Eliminar
  78. ains... joder... me he sentido A desde el principio, y conozco a B y también a C. Eso si que ha sido una tremenda sorpresa ! Gracias por recordarme mi descarada frontalidad, hacía tiempo que no me reconocía. Jamás he sabido esperar un solo instante cuando algo me conmueve, como para esperar siglos...
    Con todo el respeto le digo, Sr escritor... a la mierda la gente que premedita sorpresas, y finales, mientras se olvidan de SENTIR y de VIVIR con mayusculas.
    Besos, de esos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No dudo de que eres frontal, cueste lo que costare, eso está bueno...
      Sí, a la mierda todos.
      Un beso, Bruxina.

      Eliminar
  79. Otros 1800 años quedan pendientes para resolver la frontalidad si es que por su causa tampoco hallen solución las sorpresas.
    Este relato va mucho más allá de los (in)sorpresivos (sor)prendidos A, B.
    Los egipcios habrán de regresar a pintarse de frente dentro de otros mil años. Para entonces quedará desfasada la frontalidad y el psicólogo C tragará otros cartuchos.
    ¡A por él, como a por el ingenio, Hb!
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿No será como pedirle peras al olmo? Lo pregunto en serio, pues cada vez tengo mayores dudas... y esperanzas.
      Hablo de la frontalidad y del ingenio, claro.

      Eliminar
  80. Siempre que vengo me sorprendes, pero hoy además me haces sonreir, gracias.

    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Odry, divertir me está gustando más que sorprender.
      Un besazo.

      Eliminar
  81. Para que haya sorpresas sorpresivas tiene que haber ingenio, no?

    Lo de los egicios me encantó!!

    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. O el gran talento de la inocencia, de eso nadie habló.
      Un beso y gracias,

      Eliminar
  82. SI A SE DECIDE TERMINA ACOSTANDOSE CON B Y C Y TAMBIEN CON Z, JAJA.
    ESTA VEZ ME LE PUSISTE DIFICIL, CREO QUE ALGO ENTENDÍ JA.

    UN ABRAZO DESDE CÓRDOBA LA DOCTA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue un poco complicado, fui dándome cuenta poco a poco, te pido perdón.
      Un abrazo hacia Córdoba.

      Eliminar
  83. Por algo que leí más arriba creo que tú sabes muy bien que es como sacarle aceite a las piedras. Nadie va a achacarte que no lo intentas, no es así?

    Abrazos.
    Luis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Acaso no logro Cristo algunos milagros, por qué no Amenhotep IV?
      Un abrazo, Luis.

      Eliminar
  84. Hi Humberto! I'm so lost in the google translation of your text!I wanted to say that what you wrote was very interesting but i didn't really understand it!The good thing is that I have a colleague who speaks spanish so I will ask her to help me.Thanks for leaving a comment on my blog!I'm very glad that you liked it!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Don´t you worry, Sophie, this story, in particular, is a bit difficult.
      Loved your blog!
      Cheers.

      Eliminar
  85. Bueno creo que tu vas camino de ser Faraón revolucionario en lo tuyo

    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje, cara no me falta, mis raíces son árabes...
      Un beso, querida amiga.

      Eliminar
  86. Desde tiempo, desde puber, pienso eso de qué hacer si está todo hecho. Es decir, hay reglas de juego para todo. Estructuras es la palabra que se me viene a la mente. Estructuras en todo sentido. Hasta en la asimetrías de las poesías existe una manera.
    Entonces, lo traigo más acá, más ahora, en mi lectura. Estoy promediando, nuevamente, "Las crónicas del Ángel Gris" de Alejandro Dolina. A mi criterio, uno de los libros más porteños que existen. Y, en un capítulo, en una frase, en relación con las estructuras y las originalidades de los payadores, de las artes todas, el autor pone en boca de su personaje, Manuel Mandeb, lo siguiente: "Si la creación artística implica la perpetúa originalidad, digo ya que su ejercicio es imposible". Claramente, ello está en un contexto un tanto más amplio que le da sentido y fuerza de ser.
    Eso, Humberto. Muy lindo todo.
    Fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy cierto... la moda lo muestra todo el tiempo, se reinventa, pero siempre tomando elementos de otras épocas.

      A pesar de coincidir con que en arte está todo hecho y la originalidad es casi un imposible, creo que algo propio de cada uno, se puede decir todavía. Si hay alguna crítica o ironía tiene que ver con que se copia demasiado las fórmulas establecidas. La idea es generar una voz propia (propia, pero prestada, así es en arte) y ser coherente con ella. Nada más. Pero ahí surge otro problema, ser coherente no significa repetirse. Bueno, es un tema un poco más complejo y de difícil solución.
      Se agradece la reflexión que acabo de responder de una forma muy pobre, lo reconozco. Sucede que este medio cada vez me está pareciendo más inadecuado para establecer un diálogo interesante.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar

Cualquier comentario será bienvenido, hasta puedes insultar gratuitamente, ¿o encima quieres que te pague?