22 de agosto de 2011

Dos amigas


Todos los días, la Desilusión toma café con la Verdad en el bar Margot de Boedo y San Ignacio. Beben varios, pero cuando los terminan, no se despiden, reclaman otros y los saborean mientras miran hacia afuera por las ventanas. Sin demasiado entusiasmo y con media sonrisa de desprecio del lado izquierdo, una le dice a la otra:
-No, mejor quedémonos acá.
Son dos idiotas con miedo del mundo que hasta olvidaron de qué hablar, apenas repiten una fórmula, cada tanto y en voz baja.
Desilusión: -Perdón por la verdad, pero yo ya estoy en todos lados, mejor me quedó acá.
Verdad: -Perdón por la desilusión, pero de mí nadie se acuerda, mejor me quedo acá.

Entonces piden dos cafés más, esta vez, bien amargos.

149 comentarios:

  1. Mis estimados amigos:

    Muchas gracias por los comentarios dejados para “Compadres”.

    En esta serie de textos “argies”, quiero dedicar “Dos amigas” a Dany y al Tano, pues algo de sus espíritus boedocuervensis movió no sé qué fibra extraña en mí.

    Esta semana tuve tiempo de recorrer muchos blogs amigos y otros nuevos, sinceramente, cuántos relatos buenos hay. La competencia -esa sana, me refiero- se hace cada vez más dura.

    Un feliz fin de semana para todos.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  2. Querido Humberto
    tus entradas me fascinan.
    Sabes atrapar con tus palabras :)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. hahaa la Verdad?? me gustaría conocerla!! Cuándo niña creía en ella tanto como en el conejo de Pascua... Pero cuando mis ojos se abrieron al mundo real, me di cuenta que era solo parte de la utopía... Gracias por incluirla en el cuento! para al menos tenerla en papel, cuando no pueda encontrarse en lo cotidiano...

    Un besooote! siempre es un gusto pasar por acá a empaparse de buenos textos :)

    ResponderEliminar
  4. Jajajaja que buen escrito hacia tiempo que no entrava a tu blog me alegro haberlo hecho es muy bueno el escrito, un placer leerte.
    Besos que estés muy bien.

    ResponderEliminar
  5. Verdad es Realidad orientada al Bien. Desilusión es Realidad que se estrella contra sí misma.

    La Realidad, por sí sola, no es más que una sustancia hueca. El contenido se lo pone la Voluntad encaminada a mejorar las cosas o a hacerlas buenas, sin perder el tiempo en buscar una Perfección que, afortunadamente, no existe.

    ¡Salud, Humberto! Sabes unir idealmente Literatura con Filosofía.

    ResponderEliminar
  6. La Verdad no sabe mentir, o, mejor dicho, no sabe mentir bien. No es cierto que no se acuerden de ella, es que no la quieren ver precísamente porque es tan íntima amiga de la Desilusión. Y ¿qué decir de ésta?, que se siga tomando cafés amargos, porque al menos yo...,me niego a seguir haciendo tratos con ella. Prefiero la Verdad amarga que la Mentira dulce; el azúcar me he empeñado en ponerselo yo día a día arrastrando el saco de la Ilusión, aunque lo vea algo vacío...: ya lo llenaré con una enorme tableta de chocolate negro (je, no será el más dulce ¡pero es el que más me gusta!)

    Un beso para tí Humberto!! Esta noche me pelearé con la Desilusión; mañana igual en vez de café tendrá que tomarse una tila...

    ResponderEliminar
  7. Cuando creo que ya leí todo de tus manos, aparecés con un escrito que me desconcierta. En este caso es una maravilla como dejás una reflexión casi filosófica de esas dos amigas.
    Humberto, CADA entrada te SUPERAS, no puedo creerlo.
    Besotes. Sabri

    ResponderEliminar
  8. Estas dos amigas frecuentan bastante el barrio de Boedo (especialmente Desilusión) bien lo sabrán los cuervos.. Me gusto mucho Humberto. Genial. Te sigo siempre. Un beso grande!

    ResponderEliminar
  9. SENTIMIENTOS: Muchas gracias, me alegro de que te atrapen, porque a mí me enloquecen antes de darlas a luz.

    BEITA: La Verdad no existe, pero no puedo decirlo así, ya que yo NO soy nihilista.

    GLADYS: Bienvenida de vuelta, ahora no te pierdas, ¡eh!

    WUNDEMAR: Me gusta esta cercanía tuya, eres un gran escritor y un elogio tuyo es doblemente valorado.

    CARINA: Algo sé de ti y puedo asegurar que a esas dos amigas, les ganas con una mano atada. Eres una gran persona.

    SABRI: Siempre entre los primeros, eso me da mucha alegría. Filosofía de bar, de eso se trata.

    CORINA: Mirá que no es por los cuervos que hablo de Boedo y desilusión, a ver si se me enojan Dany y el Tano (y otros escondidos).

    Cariños

    ResponderEliminar
  10. Que no sea una Verdad la Desilusión. Que no sea una desilución la Verdad. Gracias Humberto por la dedicatoria
    ya vendrá el Tano a comentar y armaremos la mesa de café.

    ResponderEliminar
  11. Mi querido Humberto, te leo, te quiero pero -vaya- siempre un pore el tiempo ma agrra con sus zarpas...hay tanto que hacer...
    Solo amando mi trabajo es posible esta locura de vida, una buena vida a la que le estoy agradecida.

    Los viajes, los nietos.....mis distenos son lejanos, de pronto me encuentro en otras culturas que me atrapan.....cuando regreso -apenas unos dias para ver a mis pequeños- me siento conforable, aunque pasando unos dias añoro de nuevo esas tierras lejanas donde soy feliz, por que soy util.

    Eres un Divo, un genio...tus lecturas me reconfortan, me estimulan y me hacen crecer.

    con amor
    sonia

    ResponderEliminar
  12. Hola Humberto, que par de "amigas", eres un maestro, que bien lo logras.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Què lindo post! Hasta me las imaginè como a dos viejas damas de cotilleo tristón. Ni que hablar de la belleza de el bar Margot!
    Pero cada día más "argie" Mr.Dib!
    Ya sè, ya sè, pero con la verde amarilla en la sangre!!!
    Nice pic my darling!
    See you soon. xxx
    P/D: Merecida dedicatoria para Dany y el Tano. Soy fanática de Velez, pero los aprecio igual! :)

    ResponderEliminar
  14. hola humbreto:
    escelente el post, siempre los disfruto pues tus palabras siempre me atrapan.
    recibe un fueerte abrazo

    ResponderEliminar
  15. Ei, galera...me mudei pra esse outro endereço...aguardo vcs por lá tb. Continuem seguindo, táa? Bjo grande.

    http://myholylord.blogspot.com/

    Ass.: Dani, Blog ESPATÓDEA.

    ResponderEliminar
  16. precioso trabajo!muchas gracias, por compartir!
    un aabrazo enorme!
    lidia-la escriba



    http://www.deloquenosehabla.blogspot.com
    pasa y comenta

    ResponderEliminar
  17. Tras un espacio de tiempo sin poder escribir por causa de lo que cuento en mi bloc, vuelvo, Humberto a veces la verdad causa desilusión pero no necesariamente la desilusión es causa de la verdad, aunque vayan juntas algunas veces, siempre se supera antes una desilusión . Mientras que la verdad como dice el sabio "siempre nos hace libres".

    Mil besos mi querido amigo

    ResponderEliminar
  18. Y la mentira en la mesa de al lado llenando el espacio con sus carcajadas siniestras

    ResponderEliminar
  19. La desilusión está de moda, la verdad casi nadie la usa, muy pocos desgraciadamente.


    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Por desgracia la Verdad está desapareciendo para dar paso a la Desilusión..que sigan tomando café.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. creo que dentro de poco estas dos amigas caeràn en el alcoholismo..
    interesante y simpàtica la entrada, un saludo
    Blas

    ResponderEliminar
  22. Voy a decirte la Verdad, no me ha desilusionado tu relato. Lo cierto es que a veces caminan muy unidas esas dos amigas.
    Feliz día, saludos

    ResponderEliminar
  23. Púes habría que convencer a la verdad de que saliera de ahí...aunque nos lleváramos una desilusión.
    Escondiéndose la situaciones no cambian.
    Salud.

    ResponderEliminar
  24. Es un hermoso relato que deja mucho pare reflexionar...ojala un dia los seres humanos aprendamos a dejar entrar la esperanza y el incentivo para seguir adelante al lado de la verdad.. me encanto,
    un beso,

    ResponderEliminar
  25. Lo interesante sería ver quién les sirve.

    ResponderEliminar
  26. La verdad es, SIEMPRE, una mentira disfrazada. Buen relato, cargado de ironía. Te felicito amigo Dib.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Terrible metáfora Humberto...
    Pese a la despersonalización de las amigas, ahí están, sintiendo la desilusión que produce en ocasiones la verdad...
    Quizá lo he entendido a mi forma, pero duele que a veces las mentiras llenen más que las verdades (depende de lo dolorosas que sean las verdades supongo)...
    El texto, en tu línea, grande!
    Abrazo!

    ResponderEliminar
  28. La cuestión es que creo que la Desilusión toma también café en un bar de mi barrio. Y casi todos los días. Suele estar con una amiga suya que me suena, pero no me acuerdo de quién es.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  29. ¿La Verdad existe?¿Y es solo una? La desilusión es igual en todas partes pero cada uno tiene su propia verdad. Tras esta reflexión decirte que me gustó el micro y el diálogo.
    Saludillos

    ResponderEliminar
  30. ¡Ya decía yo, que no encontraba la verdad por ninguna parte!
    Tu texto me ha dibujado una sonrisa
    ¿amarga?.
    Saludos

    ResponderEliminar
  31. Inteligente entrada y no muy larga, haciendo bueno lo de si breve, dos veces bueno. Es cosa que agradezco en los demás y que trato de cumplir porque sé que a todos el tiempo se nos escapa.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  32. De verdad que me ha encantado, siempre me sorprendes, pero hoy la moraleja no creo que nos deje a ninguno indiferentes.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  33. Cuando estás dos amigas se juntan, la Desilusión y la Verdad, te das cuenta de muchas cosas, abres los ojos de la oscuridad y es cierto te queda un amargo en la boca.

    Precioso escrito amigo Humberto. Te mando un fuerte muy fuerte abrazo con todo mi cariño, yo también me perdí espero pueda encontrarte en otra ocasión. Claro me suelo quedar con las personas que vienen a visitar más mi casita, a ti te veo más bien poquito.

    ResponderEliminar
  34. La desilusión es mucho más terrible que la verdad. No sé porqué le tememos tanto a esta última, quizás por eso casi siempre la disfrazamos.

    Me gustó tu relato, te felicito.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  35. Fenomenal relato, cuanta verdad y desilusión! :) Muy bueno Humberto.

    ResponderEliminar
  36. Humberto tus posts son perfectos!
    Si quieres échale un vistazo a este blog y no te olvides de sonreír...
    http://lairaconira.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  37. Tus historias tienen ese don de atrapar y desear devorarlas rápido para sentirlas.
    Un placer pasar a leerte.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  38. Me encantó la entrada Humber!!!!!!

    El Margot es algo así como un estandarte de los que transitamos el sur de la ciudad de Buenos Aires, junto con el "antiguo" Británico de mozos ancestrales y el maravilloso El Progreso de mi barrio...

    Besote

    ResponderEliminar
  39. Haces magia con las palabras, me encanta como lo cuenta.Siempre es un placer pasar a visitarte aunque no siempre te comente, pero quiero que sepas que te sigo muy de cerca.

    Un abrazo desde el corazón

    ResponderEliminar
  40. Parábola que encierra una triste realidad. Muy original. Al igual que Dª Tristeza y Dª Realidad.
    Saludos, y un abrazo

    ResponderEliminar
  41. Buen texto, breve y conciso.
    A estas dos amigas creo que las conocemos todos bien, por desgracia, aunque no hay mucha más gente que quiera tener amistad con ellas.

    ResponderEliminar
  42. desilusión....la "c" se me fue.

    ResponderEliminar
  43. Es cierto, bien argie,Humberto
    Qué la desilución se quede tomando, corramos a buscar la verdad y logremos que grite y se sacuda!

    Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  44. Humberto bien logrado la reflexión
    Un cordial saludo desde…
    Abstracción textos y Reflexión.

    ResponderEliminar
  45. Desilución y Verdad miran pasar la vida a través del vidrio sin intervenir, como si se tratara de la pantalla de un televisor.Y nuestro cuerpo olvida defender que: EL protagonista soy yo (cada yo ciudadano)
    http://enfugayremolino.blogspot.com

    ResponderEliminar
  46. Es normal que la Verdad y la Desilusión vayan unidas, porque hay poquita gente que quiere escuchar la Verdad, en cuanto la oyen se desilusionan con la persona que se la esta diciendo.
    Yo apuesto por ellas dos, las prefiero, nos encontramos en un mundo totalmente manipulado, las noticias de tv y de radio estan viciadas, la prensa escrita, hasta libros, nos teledirigen como si fueramos robots, por esta razón quién me rodea sabe que detesto las mentiras, prefiero una verdad que me hunda en la miseria. Cuando la ves la cara a la verdad, por cruda que sea, es lo que hay, toca asumilirlo a levantarse y volver a caminar. En cambio la mentira es injusta, macabra y con piel de cordero, cuando la terminas descubriendo tardas mucho más en volver a caminar.
    Buen fín de semana Humberto! Amelia.

    ResponderEliminar
  47. Excelente entrada, Humberto.
    Palabras para meditar y sentir, aunque todos estamos de acuerdo me parece.
    Y seguirán tomando muchos cafés, sin duda...en el mismo sitio.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  48. Humberto , en algo se parecen , tanto la desilusión como la verdad muchas veces son Amargas !
    Buen finde
    Cris//mujeresdesincuentay

    ResponderEliminar
  49. Acaban de llegarme algunos mails diciendo que algunos amigos tienen dificultades al subir comentarios. Es efectivamente así, dice Blogger: "lo sentimos, estamos trabajando en ello".
    Espero que no pierdan la fe y vuelvan para dejar sus huellas.
    Un saludo.
    HD

    ResponderEliminar
  50. Hola Humberto,el primer cafe de la desilusion,siempre es amargo, la verdad se impone.
    Si la desilusion sigue tomando: se convierte, en depresion, pues la verdad esta, ho no esta ahun cuando se la reclame; pues cada uno tiene la suya, un abrazo

    ResponderEliminar
  51. y desde ese día la desilusiòn y la verdad son dos palabras que habla continuamente, pero, es que la desilución la que se bebe el café mientras la verdad paga la cuenta en el bar Margot.

    ResponderEliminar
  52. La verdad y la desilusión, fatídica pareja, cada uno se escuda en el otro para no avanzar en esta vida, debería llegar a ese bar la sonrisa e invitarlos a un café muy dulce. La verdad con una sonrisa sería mas llevadera y la desilusión volvería a sonreir contagiada por ella, y se convertiría en ilusión.
    Entonces si que serían una pareja perfecta.

    Preciosa entrada Humberto.

    Un besito y una sonrisa :)

    ResponderEliminar
  53. HOla Humberto!
    Gracias por tu visita, y perdón por llegar tan tarde.

    Me agrada dtu blog, tus letas.

    Verdad y desilusión, tendrían que aprender a valorarse.
    Una porque merecee la pena conocerla y la otra porque te hace levantar y seguir adelante.

    Un abrazo.
    Y encantada de estar aqui.

    ResponderEliminar
  54. Hola!!!!

    Gracias a vos por dedicarnos este relato, muy bueno y esa esquina es un sueño....
    y sobre la competencia de los blogs es mucha...

    Buena semana y un abrazo de oso.

    ResponderEliminar
  55. La verdad y la desilusión; la primera, inhabitual; la segunda, todo lo contrario.
    Excelente texto, Humberto

    ResponderEliminar
  56. Un placer leerte como siempre.Buen finde.-

    ResponderEliminar
  57. Ese es mi bar de siempre. En ese bar imagino cuanta historia se te ocurra. Abrazo amigo Dib! Muy buen texto!

    ResponderEliminar
  58. Verdad y Desilusión casi siempre están juntas y la Mentira se ríe de ambas...

    Muy buen texto!
    Besos

    ResponderEliminar
  59. Deberían pedirlos dulces... finalmente amargura ya tienen suficiente. Triste relato, tristes vidas.

    ResponderEliminar
  60. Me gustan un montón tus relatos, así que desde ahora...no dejaré de pasar por este interesante rincón.
    Me voy a tomar un cafelito al "Margot" de aquí, a ver que ambiente me encuentro hoy.
    Un saludín.

    ResponderEliminar
  61. Humberto gracias por tu visita de verdad te agradezco que tomes un poco de tiempo y pases a visitarme...

    La desilusión nos ronda por cada esquina, me ha gusta mucho tu escrito

    Un fuerte abrazo desde mi blogg de Mariposas

    ResponderEliminar
  62. Qué lástima, che. La Desilusión multiplicada y la Verdad sin labios que la canten.
    Casi un tango, Humberto.

    ResponderEliminar
  63. Humberto, hay momentos que parece que estás en decadencia, pero esos son pasajeros, yo apuesto por la ilusión es la que da alegría. Un abrazo

    ResponderEliminar
  64. ASI ES, CUANDO SE PIERDE LA VERDAD, LA DESILUSIÓN LLEGA SOLÍCITA.
    SALUDOS QUERIDO HUMBERTO

    ResponderEliminar
  65. Amelia:
    Me llamó la atención tu comentario.
    Puede que yo esté en "decadencia", no sabría decirlo con tanta seguridad, pues no lo siento así, muy por el contrario, estoy atravesando uno de los mejores momentos de mi vida. Es extraño que lo diga alguien que no me conoce, yo mismo no podría decirlo de una persona que no conozco, y mira que soy Doctor en Neuropsicología.
    Ahora bien, si lo dices por el "clima" de mi relato, ése, como cualquiera de los otros que están en este espacio, son el simple resultado de la imaginación, que nada tienen que ver con mi realidad personal. Trato de hacer arte, no biografías noveladas.
    No sientas esto como una protesta, es sólo que tu comentario me sorprendió en verdad.
    Sea como fuere, gracias por dedicar un tiempo en escribirlo, lo que ya es en extremo valorable.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  66. Muy bueno, el simbolismo es muy bueno. Un saludo.

    ResponderEliminar
  67. Humberto, tal vez yo no supe expresarme lo siento y te pido perdón, no fue esa mi intención. Un abrazo

    ResponderEliminar
  68. Antes de leerlo, te diré que no, que no quiero leerlo...Acabaré con taquicardia.
    .......
    !bueeeeno!!! Lo leeré y después te digo...

    ResponderEliminar
  69. Jo! Pobres!!Qué amargura...

    Un beso,

    ResponderEliminar
  70. Si se te hace muy grave, Pat, podemos arreglar para que leas mis textos con un cardiólogo al lado. De todas formas, creo que me haces mala fama, no son todos truculentos.
    Haz la prueba de leer a Sucede.
    Besos

    ResponderEliminar
  71. Por cierto...Tú, para mí, no tienes competencia..(aunque me afano en buscarla !!jaja!!)

    un beso,

    ResponderEliminar
  72. Bueno, me has hecho poner rojo...
    Te confieso que yo no compito más que conmigo mismo, mi objetivo es sentir que puedo superarme.
    Gracias en serio.
    HD

    ResponderEliminar
  73. Ojalá que la verdad no te desilucione nunca. Mejor sigan siendo buenas amigas aunque a veces se vean acompañadas de un amargo café.
    Entrañable espacio Humberto.
    Un cariñoso saludo

    ResponderEliminar
  74. Amargo el mensaje, y tan real!... hay que aferrarse a la esperanza, es lo que nos ata a la cordura.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  75. Excelente, una vez mas, tus entradas. Un placer pasar por tu rincón y leerte, Humberto.
    Cordial saludo y feliz fin de semana.
    Ramón

    ResponderEliminar
  76. ¿Qué te pongo mala fama? jeje!! !Es broma! ¿Quién quiere leer para quedarse frio? El que tiene el corazón de hielo...Y estoy segura de que le encantaría emocionarse e intrigarse con tus relatos (te advierto que me encantan esos relatos de final sorprendente...A mí no me hace falta ir al cine de terror!) Por eso disfruto tanto con tu lectura.
    El Sucede, está en tu libro? Oh, aún no he llegado, pero sigo.
    Un beso y gracias a tí.
    Pat

    ResponderEliminar
  77. Sucede...¿está en tu libro? Pues entonces lo tengo..jeje!!
    Un beso,

    ResponderEliminar
  78. humberto, la página era chilena,donde se publicaba prosa y verso...quise entrar y está en venta,en euros...no se que sucede,pero el Arte no vende!
    y no se que solución darte,sobre las imágenes, ni idea! mi blog NO EXISTE, ya que nadie ve, los post nuevos, intente y lo único que logré fue inscribirla en feed burne,y que me dieran,una nueva direccion, y por suscripcion por email!
    mas no puedo hacer!
    un abrazo,muchas gracias!
    lidia-la escriba

    http://www.deloquenosehabla.blogspot.com

    ResponderEliminar
  79. Echaba de menos leerte, cielo...

    Te deseo un bello fin de semana,
    colmado de ternura y amor.

    Tu amiga, por siempre...

    ~Charo Bustos~

    ResponderEliminar
  80. Hola!!
    Me ha gustado mucho este escrito, que gracia el final con los cafes bien amargos!! Que cierto es.

    Un saludo y buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  81. Hola, Humberto:

    Tal como están las cosas, yo también me quedaría tomándome ese café.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  82. Hola Humberto.
    Como siempre deleitandonos con tus magnificas historias.
    Un buen estritor no solo ha de tener la imaginacion para crear historias interesantes, sino que ademas debe conseguir las palabras adecuadas para expresarlas.
    Dificil tarea...
    Un abrazo.
    Ricard

    ResponderEliminar
  83. Buenísimo! Es que casi nos acostumbramos a que la verdad y la desilusión anden de la mano!
    Un placer leerte!
    Saludos

    ResponderEliminar
  84. Me encanto esta antrada, aun que estube un tiempo ausente del blog sigo leyendo tus entradas como siempre tan buenas, un saludo!

    ResponderEliminar
  85. ...pues si...amargos....amargo cuando la verdad es cruel y la desilusion se alimenta...
    un abrazo

    ResponderEliminar
  86. casi siempre son situaciones causadas por terceros lo que nos desiluciona; y la verdad casi siempre la encontramos en uno mismo; que no la querramos ver es otra cosa.
    ahora, cuando nos desiluciona la verdad que encontramos en uno mismo; pueden suceder dos cosas: o nos derrumbamos o nos sirve como un punto de apoyo para cambiar las cosas. saludos.

    ResponderEliminar
  87. Hola Humberto, me gustó mucho el texto.
    Da que pensar...
    Que tengas un excelente fin de semana.
    Un beso

    ResponderEliminar
  88. Solo deseo que la verdad pueda superar a la desiluciòn...como siempre sorprendente tu relato...
    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
  89. De estas dos amigas de las cuales haces mención en tu trabajo, creo que hay una de ellas, que se empeña en aferrarse a mi, y no es exactamente LA VERDAD... Creo que cuando dejamos volar nuestros sueños, y proyectamos una realidad demasiado utópica (tal es mi caso) LA DESILUSIÓN, es una compañera de viaje, que conoce muy bien el destino... Mediante estas palabras hago una especie de breve catarsis, ya que no estoy en mi momento más feliz, pero mi tristeza no empaña el gran trabajo que nos brindaste esta semana Humber !!!!!!!! sos maravilloso!

    ResponderEliminar
  90. Un buen final de remate en la dupla bastante bien escogida que deja un buen sabor por el metodo, se me viene a la mente un cuento sobre la Verguenza, el Agua y la Lumbre, a ver si lo conoces

    Saludos

    ResponderEliminar
  91. EXCELENTE, Humberto, una metáfora de dos vieja comadronas que hacen tanto daño, una sin querer, la verdad, la otra queriendo, la desilusión.
    Un beso y mi admiración.
    Caro

    ResponderEliminar
  92. Hola Humberto.
    He visitado el BLOG PARAS EL LELO.
    Solo puedo decite que hay gustos para todo.
    Lo peor de este mundo es no es ser capaz de otra cosa que criticar a los capaces.
    Lo mas importante es que no dejen de hablar de uno, sea bueno o malo. Lo peor sera el dia que dejen de hacerlo.
    Espero seguir leyendo por mucho tiempo, lo que para mi entender son grandes trabajos.
    Ricard

    ResponderEliminar
  93. Verdad y Desilusión son las dos partes del mismo pozo: las paredes conforman la verdad circundante y el fondo es el lecho a partir de cual se enerva la desilusión.

    Es un texto nostálgicamente revelador. Mezcla líquidos con la carne de sus conceptos. Me ha gustado mucho tu espacio, Humberto y me he quedado. Muchas gracias por tu visita.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  94. Creas una imagen tan real, que se puede visualizar mientras se leee.
    Me encanta estar en tu casa y recorrer tus imágenes.
    Un beso con mi afecto.

    (P.D. Me ha encantado tu homenaje al persistente personaje que da para tanto)

    ResponderEliminar
  95. preciosos escrito... q dificiles son las cosas a veces.

    ResponderEliminar
  96. Excelente amigo! siempre me hacen pensar tus relatos.

    Un saludo y feliz finde.

    ResponderEliminar
  97. Francamente, nunca mejor dicho con menos palabras...¡¡ay la verdad!! como escasea...


    saludos cordiales

    ResponderEliminar
  98. Desde hace un tiempo a esta parte, para no faltar a las buenas costumbres, me acerco a desearte un lindo fin de semana, lo más positivo a ser posible para que te permita un buen descanso con la satisfacción de emprender otra nueva con diferentes logros que alcanzar.

    Y de paso te dejo mi agradecimiento por acompañarme en el aniversario de mi espacio de recreo, La gata coqueta dejándome una parte de tu afecto como prenda para ser atesorada como un presente digno de ser recordado hoy mañana y siempre!!.

    Un abrazo con la esperanza de que una leve sonrisa aflore en la comisura de tus labios...

    Hasta la próxima visita amig@!!

    María del Carmen

    PD/Desde el jueves hasta hoy todos mis blogs habían sido deshabilitados. Pasando por un shock emocional impresionante... siendo el motivo por el que no he pasado antes a salusarte, pero hoy puedo decir aleluya!!!

    ResponderEliminar
  99. Humberto: Aplaudo y me quito el sombrero, tienes un don hombre, puedes hacer con las palabras lo que te plazca, cuando vengas a Madid, tío, voy a abrazarte para ver si se transmite al tacto.
    Un abrazo de tu amigo Pedro de Madris jeje.

    ResponderEliminar
  100. Hola Humberto.
    Parece que la desilusión está contagiando a la Verdad y desanimándola. Si se atrevieran a relacionarse con valentía al mundo comprobaría que no todo es como piensan. Hay que luchar aunque te llenes de disilusión y no encuentrs la verdad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  101. Es un texto filosófico para reflexionar, verdad-mentira, ilusión-desilusión, todos son polos que se atraen y que nunca se definen.
    Me pareció muy bueno, Humberto pero en la foto esa señora con la bolsa del mercado, es la verdad o la desilusión?
    Besos. Lu

    ResponderEliminar
  102. Hola mi buen amigo, pasé por aquí por tú hermoso espacio para saludarte y también agradecerte tus bonitos comentarios que siempre me dejas cuando me visitas. Bonito post, precioso y hermoso todo lo que escribes, gracias por compartir. Que pases un feliz fin de semana lleno de sensaciones positivas. Un abrazo desde la distancia de un amigo.

    ResponderEliminar
  103. Me gustó muchisimo Humberto que muestres al Miedo como génesis, tanto de la desilusión como de la verdad.

    Abrazo

    Daniel

    ResponderEliminar
  104. Un texto con una sutileza...

    "Lo bueno, si breve, doblemente bueno"!

    Besitos.
    ;)

    ResponderEliminar
  105. Querido amigo: tu pluma no cesa de escribir la vida. Me encantan los cafés de Buenos Aires y cuando voy, siempre me detengo en uno. Una belleza, Margot. Si lo encuentro. seguro compartiré otro café con estas amigas de tu fantasía ¿o de tu realidad? un abrazo, Humberto.

    ResponderEliminar
  106. La verdad provoca desilusión?
    El problema de la verdad... es que aunque parece que es una tiene mil caras.... Mi verdad y la tuya es posible que no sean las mismas... ni siquiera primas.
    La desilusión, en cambio, siempre es la misma creo.
    Ni tanto amor a la verdad ni tanto dolor por la desilusión...
    Vaya rollo te he soltado. Me ha gustado tu relato... Siempre me llevo una sorpresa contigo.
    Un azul.

    ResponderEliminar
  107. Tanto se habrán matado los filósofos por la Verdad que es difícil opinar. Pero viene a mi cabeza una sensación que tuve hablando con un amigo daltónico, sobre cómo podemos ver un supuesto mismo color de manera diferente, cómo verán los otros por ejemplo el verde. Debe ser tan relativo el color que también se percibe distinto según la luz.
    Así veo a la Verdad y no sé si la desilusión viene de su mano porque verdad y mentira para mí son caras de la misma RELATIVA moneda.

    Muy aburridas estas señoras...
    "Son dos idiotas con miedo del mundo que hasta olvidaron de qué hablar...". Con miedo del mundo, muy bueno, muy sabio!!
    Siempre yendo más allá você!

    Coraje entonces para pisotear a todas las desilusiones, y que no nos sean más que relativas!!!

    ResponderEliminar
  108. Estimado Humberto,
    Todo en ti manifiesta un dejo de las "dos amigas", un gran relato auto-vivido en todos...
    Gracias

    ResponderEliminar
  109. De verdad y aunque cause desilusión, así es como es esto de las 2 amigas que inevitablemente van siempre de la mano.

    ResponderEliminar
  110. Una bella entrada. Es una lástima que esas dos amigas anden tantas veces juntas. Mejor seria encontrar en la verdad a la ilusión de vivir cada día.
    Gracias por tu comentario en mi blog.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  111. Hola amigo Humberto, son muy buenos tus relatos, no nos cansan y ciertamente hay competencia sana .
    bueno, a ver si puedes hacer una MEME, si no puedes no pasa nada. Hacemos lo que podemos.
    Te dejo mi ternura
    Sor.cecilia

    ResponderEliminar
  112. Amigo, como siempre un placer haberme pasado de nuevo por tu casa. Pasa feliz domingo.

    Saludos y un abrazo.

    ResponderEliminar
  113. Que bien has descrito en pocas palabras la amistad de esas dos señoras.
    Un placer leerte

    ResponderEliminar
  114. Hola Humberto. Me place conocer tu blog. Veo que hay bastantes ideas que compartimos; sobre todo, la sinceridad en las palabras y la expresión.
    Un saludo.
    ¡Ah! también me gustaría que me envíes el libro de tus relatos.
    Un saludo.
    Óscar.

    ResponderEliminar
  115. Coño Humberto sé que no es normal en mí entrar así, a saco en blog de nuevo seguidor, pero digo yo que estas dos... podían haber invitado a un cafetito a doña Risa, se muere por conocerlas!!!
    Quizás no volvamos a coincidir en la red, quizás sí, "quilosá"
    Salud!!

    PD muy bueno, y el de compadres aún mejor, para mi gusto, claro... si se conocían los 4 desde tanto??? No se extraño la mujer del Jeta de que su comadre se quedara preñada???
    En fin, creo que la buena señora lo terminó arreglando y no me refiero a cortar el cordón umbilical ¿no?
    Buenísimo... Te sigo, aunque viendo tu número de seguidores... siento vértigo y entiendo perfectamente tus palabras en mi blog... puede que sí... puede que no... pues lanza la moneda al aire... y veme poniendo un cortado con 2 de azúcar, por favor!!!

    ResponderEliminar
  116. Necesitan una visita de Valentía para que los espabile un poco ¿no?
    Me encanta Humberto
    Besos y buena semana

    ResponderEliminar
  117. La verdad verdadera puede ser una terrible desilusión. Y la desilusión va muchas veces acompañada de la verdad. Deberían tomar menos café y más chocolate quizás a si se endulzarían las dos. Estupendo como siempre. Un besso

    ResponderEliminar
  118. Verdad y desilusión... que dos... que dos!! procuro no entremezclarlas mucho, porque sino, el amargo seria yo.

    Un cariñoso abrazo!! ;=)

    ResponderEliminar
  119. Me gusto como escribes gracias por pasar a mi blog. Fue muy poético adore como relacionas la vida diaria y la conviertes en poesía . La desilusión y la verdad anda juntas pero no por eso son amigas. Aveces la gente le da tanto miedo vivir que prefiere la mentira y lo fácil Te mando un beso y sigue escribiendo

    ResponderEliminar
  120. 2-5-2011 8,40 h.

    Buenos días Humberto:

    Oh, la desilusión y la verdad, se quedaron sin palabras.

    Muy buen relato y te deseo mucha sueerte.
    Hoy en Valencia, es fiesta S. Vicente Ferrer.

    Besos, Montserrat

    ResponderEliminar
  121. Estimado Humberto, estos días parece que estan realizando pruebas en el servidor Google, y han aparecido muchas cosas raras, entre ellas mis 2 blogs aparecían como "eliminados" despues de varios intentos logre entrar en mi blog pero posteriormente vi con sorpresa y decepcion que se habian borrado muchos enlaces de blogs que seguia, entre ellos el tuyo, lo comunique a Google pero aun no me han respondido, no me queda mas remedio que ir detectando los que se borraron y volver a seguirlos,
    disculpa la molestia.
    que tengas una feliz semana.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  122. Certero y con sabor a café amargo tu escrito.

    Un abrazo
    Mercedes

    ResponderEliminar
  123. Humbertooooooooo: gracias por invitarnos, nos encanta tu espacio, así que nos quedaremos de a poco en cada rato, jajaja. Ah te trajimos un pedazo del pastel y unos caramelos de la fiesta, pero resultó que no estabas, así que llegaran en otra visita. Mientras nos quedamos para seguir curioseando. Un abrazo, Teca y Mila

    ResponderEliminar
  124. Glup. Qué par de amigas. Una buena reflexión la que nos dejás de una esquina muy tanguera.
    Un beso y feliz semana!

    ResponderEliminar
  125. hola HUMBERTO que placer leerte,que te inspiró el relato de estas "amigas?" no me digas que fue la visita a los demas blog? por el mio no has pasado,
    me encanta tus relatos,siempre dejan un mensaje para reflexionar.muy bueno
    saludos.

    ResponderEliminar
  126. Cuanta razón...me ha encantado!

    ResponderEliminar
  127. Un placer leerte como siempre... Saludos

    ResponderEliminar
  128. La verdad no debería tomar unos cafés tan amargos..., no sé, tal vez se esté contagiando con la desilusión.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  129. Me encanta tu blog y tus cuentos. Te sigo. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  130. Es triste
    pero a menudo huimos de la verdad
    por pura cobardía.
    Me ha gustado tu enfoque

    ResponderEliminar
  131. Gracias por la visita humberto. Soy una lectora apasionada, asi que aunque a mi me dé más por las imágenes me encnatá tu blog. Saludos

    ResponderEliminar
  132. Desgraciadamente, la Verdad es complicada hasta para uno mismo. La Desilusión es una indecisa que no sabe si se siente mejor cerca de la Verdad o de la Mentira. Y la sociedad propicia este desentendimiento.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  133. Honesta entrada, argie bargy ¦D

    ResponderEliminar
  134. Simplemente excelente. Más allá del escrito, qué lindo es ese barcito de Boedo.

    ResponderEliminar
  135. Great blog, mate, truth and disillusion they're really good allies!
    Cheers from London.
    FL

    ResponderEliminar
  136. Hola, Humberto. Hoy más que nunca nadie se acuerda de la verdad y hasta de la desilusión porque entró en el Café la tercera amiga, la más poderosa: la Mentira.

    un abrazo,

    Romek

    ResponderEliminar
  137. Que agradable resulta llegar a un espacio donde cada día se dejan pensamientos e ideas que van surgiendo para compartir con los amig@s.

    Estando a la vez acompañados por el sentido de una razón entusiasmada que forman una amalgama singular y a la vez de perfección, naciendo con el paso del tiempo la necesidad obligada de pasar a saludar y a dejar mis huellas como muestra de mi estimado afecto.

    Un ramillete de petunias deposito entre tus manos, son del color de los sentimiento, y al mirarlas fijamente percibirás la luz del interior del alma...

    Hasta otro bello momento donde la armonía se pasea por la avenida de la poesía....

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  138. Yo le echaría un chorrito de confianza a la desilusión y a la verdad... la haría visible, a veces se escurre en la fantasía y se pierde en la irrealidad.

    Competencia? Cada uno somos diferentes, eso no existe en este mundo o eso espero.

    Besos

    ResponderEliminar
  139. Darío: Espero que n o estés desilucionado de mí, pero la verdd es que me quedé sin PC y ahora estoy estrenando mi nueva compu.
    De todos modos he leído TODAS tus entradas, ya que no me gusta perdérmelas.
    Te quiere como siempre: Doña Ku

    ResponderEliminar
  140. Como siempre, para reflexioanr.
    Y cómo siempre excelente!!!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  141. Un paisaje desolador para un par de tazas...

    Saludos atrasados...

    ResponderEliminar
  142. Hola Humberto.

    Que realidad tan cotidiana, tanto, que apenas despiertan interés y se acomodan en cualquier parte. Lo triste de esto es que tienen una prima que suele quedarse cuando ellas salen a tomar el aire, ella, la prima se llama melancolía y no se cansa nunca.

    Magnígico, amigo, me alegra leerte,tus escritos son pura reflexión.

    Un abrazo.

    Aloe,

    ResponderEliminar
  143. Humberto, después de la desilusión, siempre viene algo nuevo de tras que se llama ilusión. Un abrazo

    ResponderEliminar
  144. Estimado Humberto, nuevamente visitando su blog y recuperando buenas sorpresas! Por esas tantas cosas que uno pierde de vista, entre tanta fijación desconsiderada, había dejado de pasar por aquí, Saludos para todos!

    ResponderEliminar
  145. Nuevamente de grata visita por aquí! Muy buenos los post que pude leer. Lamentablemente uno que anda fijando la vista ante tanta desconsideración suele olvidar lindos paisajes. Saludos para todos! Seguiré de visita!

    ResponderEliminar
  146. Retratazo de lo surreal de la realidad.

    ResponderEliminar
  147. la Desilusión toma café con la Verdad

    siempre nos encontramos con diferentes verdades,y cuando la verdad sea la que nos completa, quizás...
    la desilución pida un terrón de azúcar.

    ResponderEliminar
  148. YAISA ( Norma Nicolau)viernes, septiembre 16, 2011

    la Desilusión toma café con la Verdad

    siempre nos encontramos con diferentes verdades,y cuando la verdad sea la que nos completa, quizás...
    la desilución pida un terrón de azúcar.
    Gracias,cariños Humberto

    ResponderEliminar

Cualquier comentario será bienvenido, hasta puedes insultar gratuitamente, ¿o encima quieres que te pague?